Con peques en Zgz ©2017
READING

¿Son Inteligentes Emocionalmente los bebés?

¿Son Inteligentes Emocionalmente los bebés?

Escrito por Lis.

Ya hemos hablado de cómo estimular a los bebés en muchos sentidos, pero: ¿Son Inteligentes Emocionalmente los bebés? La respuesta es sin lugar a dudas SI.

Efectivamente, los bebés captan las emociones.

Durante el  primer año de vida, es curioso apreciar como los bebés se giran cuando escuchan a otro bebé llorar y también es muy probable que ellos comiencen a llorar; éste es un indicativo de que los  bebés captan las emociones de los demás y son capaces de “comprender” cómo se sienten los demás.

Nos expresan sus diversas emociones de una forma probablemente más  “burda”  al principio a través de sus llantos, gemidos, dificultades para conciliar el sueño, para luego ir perfeccionando su comunicación emocional e incluir sus risas  y acercamientos a las personas así como su negativa a ir con extraños. Cuando vemos a un bebé que se ríe con los adultos, que se muestra cercano, que le gusta el contacto estamos ante un bebé emocionalmente inteligente.

¿Son inteligentes emocionalmente los bebés?

¿Son inteligentes emocionalmente los bebés?

¿Cómo  ayudar a nuestro bebé a ser emocionalmente inteligente?

Generando vínculos emocionales mediante:

  • Contacto visual. Busca  el contacto visual con el bebé, para que comience a desarrollar su autoconciencia.
  • Contacto corporal. Masajes, besos, caricias, abrazos, es la forma más fácil de demostrarle cariño y aprecio. Todos los momentos son buenos para el contacto físico con el bebé, cuando le amamantamos o alimentamos, en el baño, después del baño. Las caricias y masajes tiene un efecto calmante sorpresivo, le hacen relajarse, estar tranquilo y le ofrecen seguridad, es el primer contacto afectivo del bebé por lo que se convierte en una experiencia importante en su desarrollo.
  • Expresiones de afecto transmitidas por las  palabras positivas. Los bebés no entienden probablemente el significado de las palabras, pero si el tono de voz con la que se dicen,  de esa forma las asocian a las conductas y comportamientos que las acompañan. Las sonrisas y expresiones de agrado  son una manera de estimularles las conductas positivas y de que se sientan reconfortados e importantes.
  • Juegos y rutinas diarias. Los juegos y las rutinas que establecemos en el día a día potencian los vínculos emocionales con el bebé y favorecen su seguridad y estabilidad. Es de vital importancia mantener sus horarios y rutinas ya que eso les permite ir estableciendo sus hábitos y más adelante predecir las situaciones de forma que se muestran más seguros.
  • Guiar su comportamiento positivo hacia los demás. Aunque sea pequeño es bueno favorecer expresiones de afecto como sonreír a los demás como forma de saludo, ofreciéndoles un entorno seguro y elogiándoles cuando lo hacen.

Lis Rdgez. del Risco. Lic. en Psicología y mamá. Con más de 15 años de experiencia, ha trabajado en colegios y actualmente es miembro del equipo directivo del gabinete Psicovida (www.Psico-vida.com), además colabora con centros de formación, asoc. infantiles y AMPAS.

RELATED POST

  1. Marta

    2 Abril

    Al ver la foto de la sombra, recordé que el otro día estaba haciendo sombras chinescas con la mayor, y la pequeña se apuntó, pero cuando se acercaba mucho a ella, se asustaba. Jeje

    • Monica
      Monica

      5 Abril

      al mío siempre le han fascinado las sombras, ahora ya sabe que es suya, o eso creo…y tmbién reconoce las de otros 🙂

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INSTAGRAM
Síguenos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies