Con peques en Zgz ©2017
READING

Washi tape, el celo japonés de infinitas posibilid...

Washi tape, el celo japonés de infinitas posibilidades

Escrito por Beatrice, de NeiNei&Beatrice.

La variedad de washi tape es infinita

Aunque a estas alturas no vamos a descubriros nada nuevo, ya que la red está inundada de ideas muy chulas, no nos resistimos a escribir este post para animaros a que definitivamente lo uséis, …y améis.

El washi tape , también llamado celo japonés, aunque en Japón no lo conozcan, es un celo decorado cuya textura permite pegar y despegarlo sin problema. Hay infinidades de colores y motivos, cada cual más bonito, y en Zaragoza a estas alturas hay un montón de tiendas en que podéis encontrar, si es que no os animáis a comprarlo por internet, donde la oferta es infinita. Tanto como las posibilidades decorativas que nos ofrece.

Fácil de utilizar, limpio y muy decorativo, vuestra imaginación será el único límite para transformar desde perchas,  unas cajas, botes, pincitas, álbumes… a decorar con ello una estancia infantil, con un mural de siluetas, unos cuadros o unas iniciales. Si sois animados en el arte de las fiestas cumpleaños, de navidad, halloween… el washi es un recurso súper útil, porque aunque no os lo creáis los hay hasta temáticos, y con ellos podéis customizar desde las invitaciones y los regalos, hasta la comida y los utensilios para servirla, cubiertos, banderolas… la lista es interminable.

Con el washi tape podemos hacer decoraciones monísimas

Con el washi tape podemos hacer decoraciones monísimas

Mi recomendación es sencilla y muy concreta: pinterest, sólo con que pongáis la palabra mágica os aparecerán cientos de opciones ideales y, lo más importante, muy fáciles, para que pongáis vuestras manos a trabajar.

Sólo hay una cosa que en principio os puede echar para atrás, lo confieso (lo siento, no todo iban a ser buenas noticias) y es el precio. Confieso que cuando me prendé del washi me bloqueé un poco al ir a comprar, porque con un rollo sólo no vale para casi nada, lo habitual es necesitar unos cuantos para hacer combinaciones distintas según lo que vayamos crear. La buena noticia es que cunden mucho, y cuando digo mucho, digo muchísimo. Cada rollo suele tener unos diez metros, y aunque visto en la mano parece que no, dura una barbaridad. De hecho es muy raro gastar un rollo para una sola cosa, con lo cual, ahí se queda y sin darte cuenta, al menos a mi me ha pasado, te vas  haciendo con una pequeña colección que se va ampliando poco a poco.

¿Os animáis?

 

 

 

 


Beatrice es directora e ideadora de NeiNei&Beatrice. No soy decoradora, no soy artista, no soy artesana, no soy diseñadora, no soy escritora... soy hacedora de cosas, una intrusa en todo aquel mundo que me interesa y que necesito hacer mío aprendiendo técnicas variopintas, buscando en blogs maravillosos, visitando lugares, museos, tiendas, parques, casas, comprando cosas bellas que no se para que valdrán... para poder dormir por las noches. Y ni aún asi. ;)

RELATED POST

  1. mmm ya llevo varios días pensando en que hacer con eso, me apetece probar!!! buscaré por pinterest como dices!

  2. Lo malo es que no suelen venderlo en todos los sitios ¿no?

    • Monica
      Monica

      13 Noviembre

      Ahora cada vez es más fácil de encontrar. En muchas papelerías tienen ya. Y sino online hay un montón de tiendas que lo tienen 🙂

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INSTAGRAM
Síguenos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies